Desarticulada una peligrosa banda de mujeres que planificaba no acudir al 8M

Se trata de una célula de mujeres que ignoraba las consignas de Carmen Calvo y fue sorprendida negándose a usar «portavoza» y a hablar mal de sus maridos.

La Unidad Antimachista de la Policía Nacional, creada recientemente por la vicepresidenta Carmen Calvo, ha desarticulado en Madrid una peligrosa banda de mujeres que no se sentían infelices y, según la investigación realizada, planificaba incluso no acudir a la huelga del 8M.

Los expertos consideran que es una célula y que puede haber más, si bien prefieren ser cautos y dedicarse a estudiar el modus operandi de las detenidaspara prevenir más casos similares, que se consideran muy probables.

Las alarmas saltaron cuando un testigo presenció como el grupo, aparentemente formado por señoras inofensivas, pidió al camarero de la churrería donde desayunaban que cambiara el canal al aparecer Elisa Beni. Pero las sospechas tomaron cuerpo definitivamente cuando, en el transcurso de sus conversaciones, una de ellas, identificada como la cabecilla y de nombre Paqui, habló bien de su marido.

Lenguaje en clave

El silencio del resto, identificadas por sus nombres en clave -Manoli, Satur, Julita y Pili-, no replicaron nada a Paqui, responsable máxima del boicot a la huelga feminista del 8M tal y como figura en una grabación interceptada a instancias de Carmen Calvo cuyo contenido obra en poder de El Pato Cojo.

– Chicas, yo no voy a hacer huelga, pero sí unas cocretas. De pollo.

Los mayores expertos en lenguaje críptico consideran que las palabras de Paqui esconden un mensaje de gran calado. «Parece una frase de Adriana Lastra, pero esconde un código secreto para movilizar a todas las mujeres contra el 8M que, felizmente, hemos abortado», señalan fuentes de la investigación.

Continuar leyendo:

https://www.esdiario.com/35637995/Desarticulada-una-peligrosa-banda-de-mujeres-que-planificaba-no-acudir-al-8M.html